Gente 26.06.2011Imprimir

Belleza

'Jamás me inyectaré bótox ni nada por el estilo'

Kate Winslet lucha por ser una mujer «normal», a pesar de ser una de las actrices más cotizadas del mundo y una de las musas de la firma Lancôm

Kate Winslet lucha por ser una mujer «normal», a pesar de ser una de las actrices más cotizadas del mundo y una de las musas de la firma Lancôme.

'Jamás me inyectaré bótox ni nada por el estilo'

Detrás de la protagonista de 'Titanic' emerge la figura de una mujer empeñada en hacer «un mundo mejor», confiesa en una entrevista con este periódico. Ha creado una fundación -The Golden Hat- para ayudar a los niños autistas y sus familias.

- Embajadora de Lancôme, ¿aspira a algo más que a transmitir glamour?

- La verdad es que, cuando en 2006 Lancôme se acercó para que fuera su imagen, me sorprendí. Nunca pensé que... ¡Jamás me he considerado una de las mujeres mas guapas del mundo! Ni siquiera una modelo ni nada por estilo. Así que les pregunté por qué me habían elegido a mí.

- ¿Qué le respondieron?

- Me contestaron que perseguían en esencia a una mujer de verdad, auténtica...

- ¿Cómo es usted?

-Yo me considero una mujer fuerte, abierta y también cálida, como buena madre que soy. También una persona que sabe hacer bien su trabajo. Cuando comprendí la filosofía de Lancôme, entendí por qué pretendían que fuera su imagen.

- Ayuda a niños con autismo a través de su fundación 'The Golden Hat'.

- La historia surgió cuando me pidieron que pusiera voz a 'A mother's courage: Talking back to autismo' (Coraje de una madre: contestando al autismo), un documental islandés sobre Keli Thorsteinsson, un chico autista de 11 años. A su madre, Margaret Ericsdottir, le dijeron que tendría que dejar a su hijo en manos de una institución porque su mentalidad era equivalente a la de un niño de dos años. Cuando vi el valor de aquella mujer por ayudar a su hijo y cómo Keli iba aprendiendo poco a poco a comunicarse, me di cuenta de la suerte que tengo. Mis niños pueden reír, pueden llorar, pueden amar... ¡Pueden decir que me quieren! Incluso contar que tienen un dolor. Desgraciadamente, no es el caso de los chavales autistas, que se sienten atrapados en su cuerpo. Al comprobar el dolor de aquella madre, me di cuenta de que tenía que hacer algo para ayudarles y también para marcar la diferencia.

- ¿Diferencia?

- Estos niños deben entender que hay otras personas que tenemos la posibilidad de ayudarles y que podemos cambiar la concienciación y percepción que la gente tiene de la enfermedad.

El sombrero 'mágico'

Aparte de la fundación, Kate Winslet se ha implicado aún más en la causa del autismo con la próxima publicación de un libro que reúne a un centenar de personalidades del mundo de las artes y el cine -James Cameron, Javier Bardem o el magnate Richard Branson, entre otros- que se han fotografiado con el mismo sombrero con el que la actriz aparece en esta página. La artista arrancó el compromiso de tantos famosos después de que Margaret le enviase un poema escrito por Keli, titulado 'The Golden Hat' (El sombrero dorado). «Se trata de un sombrero mágico, ya que los niños autistas son capaces de hablar en cuanto se lo ponen».

<---newpage--->

- ¿Ser madre de Joe y Mia le ha vuelto más sensible?

- Absolutamente. Cuando uno es padre o madre, debe ser consciente y sensible con todas las necesidades de los niños. Cuando fundé 'The Golden Hat' vi que hay muchas madres, como Margaret, que trabajan sin cesar y en la más absoluta soledad. Emprendí una misión.

Su misión, asegura, consiste en recaudar fondos para construir centros asistidos para que los jóvenes autistas puedan vivir de una manera autónoma cuando sus padres «mueran y no sufran el rechazo de la sociedad. No tienen por qué vivir apartados». reflexiona.

Para apoyar a Winslet, Lancôme ha creado una colección de maquillaje que lanzará en Navidad. Reinterpreta la mítica barra de labios 'L' Absolu Rouge', ofrece varios esmaltes con tonos inéditos y propone nuevos polvos multicompactos. En su opinión, lo «más importante» es que la firma cosmética se ha comprometido a aportar un mínimo de 150.000 euros sobre los beneficios de las ventas.

- Usted es una estrella que intenta cambiar las cosas, ¿pero es posible?

- ¡Espero que sí! Vivimos en un mundo donde hay muchas cosas buenas y también muchas malas. Hay tanta bondad como maldad. Si puedo utilizar mi posición para construir un mundo mejor, lo haré. Un cambio pequeño puede significar una gran diferencia para que los más desfavorecidos vivan en unas mejores condiciones.

- Por cierto, ¿sus hijos son conscientes de su iniciativa?

- Los niños están encantados y saben perfectamente lo que estoy haciendo. De hecho, la primera vez que vi el documental estaba con mi niña, que en ese momento tenía ocho años. ¿Sabe qué ocurrió? De repente se giró, me miró con lágrimas en los ojos y me dijo: 'mamá, ¡qué afortunada soy de poder decir que te quiero y hablar contigo!' El problema, muchas veces, es el temor que tiene la sociedad a lo diferente. Ya se trate de un 'sin techo', un pobre en la calle... No sabemos lidiar con lo distinto. Intento que mis hijos sean unos niños abiertos y que no juzguen absolutamente nada y sean conscientes de que todos, independientemente de la discapacidad o no, debemos tener una oportunidad en la vida.

- ¿Mia y Joe saben que su madre es una mujer muy famosa?

- Poco a poco, van entendiéndolo. Siempre quiero vivir con ellos una vida normal. Hago las cosas lo más normales posible, evidentemente sin ocultar que soy una actriz famosa. Trato de que mi condición no les afecte demasiado. Mi objetivo es que no se sientan ofendidos ni sientan rabia por mi trabajo o mi carrera de famosa.

<<div class="news-single-tags">

Más sobre...

/div>

- ¿Cómo lo consigue?

- Les explico que he tenido la suerte de trabajar junto a gente maravillosa y que, además, me gusta mi profesión. Si ven que disfruto, entenderán naturalmente que mi trabajo es como es.

En realidad, la actriz intenta proyectar en sus hijos una vida similar a la que recibió de sus padres. La ganadora del Oscar por su interpretación en 'El lector' recuerda que «todo lo hace de corazón» y que creció amando la comida. «Éramos seis en casa y mi madre siempre cocinaba para todos. Estoy encantada de decir que no soy perfecta y que como bien».

<---newpage--->

«Soy muy feliz»

- Ha terminado recientemente en París el rodaje con Roman Polanski, donde por primera vez en mucho tiempo hace un papel que roza lo cómico. ¿Por qué se pone casi siempre tan dramática?

- Trabajar con personas tan interesantes y, sobre todo, con el ingenio de Roman, que te inspira muchísimo y del que tanto se aprende... ¡es fantástico! Además, nos reímos muchísimo. Es verdad que muchas veces me toca representar el papel de una persona oscura, que llora... ¡Todo como muy trágico! Suelo deprimirme de la cantidad de guiones tristes que me toca leer. Pero soy muy feliz. Me encanta reírme y pasármelo bien.

- Ha acabado también encantada de actuar junto a Jodie Foster. Dice que ha sido como «tocar el piano mejor afinado del mundo». ¿Qué instrumento sería usted?

- ¿Yo? ¡Una tuba! Es un instrumento tan grande que hace sonidos explosivos y tan de repente... Ja, ja.

Han pasado veinte minutos. Solo hay tiempo para una pregunta más, recuerda la jefa de prensa de Winslet, que adora los modelos de Valentino, Gucci y Dolce&Gabbana «porque respetan el cuerpo femenino», aunque en su paso por Madrid promocionó los diseños de Victoria Beckham.

- ¿Cuál es el secreto de su belleza?

- Buffff... Tengo que pensármelo, pero la mejor respuesta es que llevo una vida lo más sana posible sin obsesionarme. Y, claro, los productos de Lancôme son fantásticos.

- ¿Le preocupa el paso del tiempo?

- Soy consciente de que mi rostro está cambiando. Quizá sea ahora un poco más angular. Cuando era más joven, mi cara era más redondeada. Evidentemente, en torno a los ojos y la frente, como a todo el mundo y a medida que envejezco, empiezan a aparecer líneas y arrugas. De ninguna manera quiero impedir que esto no ocurra. La vida es así. No pasa absolutamente nada. No tengo ninguna intención de inyectarme bótox ni nada por el estilo.

por Ideal.es

Búsqueda de Noticias

Por favor, rellena el campo de búsqueda.

Ahora en portada...