Gente 24.05.2012Imprimir

Ocio

Descanso 'sólo para adultos'

Además del lujo y la tranquilidad, estos hoteles suelen ser una delicia para los sentidos gracias a sus dotaciones singulares

En 2006 un visionario austriaco inauguró a orillas del lago Sankt Wolfgang el que probablemente sería el primer hotel 'sólo para adultos' de la historia, en medio de las críticas del gobierno regional que llegó a calificar su decisión de ‘indignante’. Apenas unos años después, el modelo 'sólo para adultos' se ha extendido con rapidez no sólo por Europa, sino por todo el mundo. Prácticamente en cualquier destino turístico es posible encontrar este tipo de establecimientos, donde muchas veces se puede llevar animales de compañía pero los niños tienen prohibido el paso.

Descanso 'sólo para adultos'

Sus clientes son adultos que buscan un ambiente tranquilo y relajado, sin niños, juegos, carreras ni sobresaltos. La lucha por la especialización ha llevado a las principales cadenas hoteleras a explorar esta modalidad, con bastante fortuna en general. No en vano, los usuarios de este tipo de alojamientos son normalmente personas con un alto poder adquisitivo, dispuestos a gastar un buen dinero en vacaciones y que disfrutan particularmente con servicios exclusivos y placeres a la carta.

Rumbo, la agencia de viajes online líder en ventas según IATA, sugiere disfrutar de unos días de tranquilidad en alguno de estos increibles resorts desde 59 euros por habitación doble y noche. Hay muchas opciones, cada una con sus singularidades: desde las codiciadas playas del Algarve hasta el paisaje soleado y tibio de Mallorca, las playas de arena blanca de Cancún o el descanso a orillas de un lago en Austria, rodeado de bosques verdes y villas de ensueño.

Más sobre...

Además del lujo y la tranquilidad, estos hoteles suelen ser una delicia para los sentidos gracias a sus dotaciones singulares: jacuzzis de tamaño gigante, tratamientos y masajes de todo tipo, baños turcos, grandes salas de fitness, clases de yoga, deportes poco al uso (esquí acuático, remo, lanchas motoras, tiro con arco,…), restaurantes selectos, carpas gigantes, música chill-out, cenas a la orilla del mar, cocteles en la piscina,… En estos lugares es posible hacer realidad casi cualquier capricho y los clientes comparten un mismo deseo: que se pare el tiempo.

 

Búsqueda de Noticias

Por favor, rellena el campo de búsqueda.

Ahora en portada...