Transporte y logística 05.06.2012Imprimir

Opinión

Expansión de horizontes

Artículo de Jesús Cuéllar

El déficit de la balanza comercial de España disminuyó un 16,5%  en el primer trimestre de 2012 con respecto al mismo periodo del año anterior.  El resultado es fruto tanto de la buena noticia del crecimiento de las exportaciones como de la no tan buena de la caída de las importaciones,  que nos deja una tasa de cobertura que sube hasta llegar al 83,6% del valor de las importaciones.  Esto nos mantiene en el camino hacia un equilibrio nunca visto porque tradicionalmente la balanza comercial española siempre ha sido deficitaria, entre otras cosas porque soportamos una brutal dependencia de la importación de productos energéticos (55.000 millones de Euros en 2011).

<<div class="news-single-img">
Expansión de horizontes
/div>

Por ejemplo cinco años atrás, en el conjunto de 2007,  el valor de las exportaciones daba una cobertura solo del 65% de las importaciones.    Ese déficit estructural siempre ha sido compensado por los ingresos del turismo, que técnicamente cuentan como exportaciones de servicios y que ahora están en cuestión con la crisis económica que golpea la UE  dado  que la mayoría de los turistas que visitan España provienen de otros países europeos.

Un factor fundamental a tener en cuenta es la gran integración y dependencia de la economía española de la del conjunto de la Unión.  En el año 2007 solo el 30% de las ventas internacionales españolas iban con destino fuera de la UE mientras que en 2011 esa cuota ha pasado al 35% y en los primeros meses de este año al 36% creciendo significativamente en los mercados asiáticos, con China a la cabeza.

Con la economía española en recesión y el conjunto de Europa estancada, esta expansión de horizontes es el único camino para el crecimiento y en muchos casos la supervivencia de nuestras empresas y profesionales. Hay que aprovechar la globalización, crear productos y servicios competitivos  e ir con ellos a los mercados en expansión en cualquier lugar del mundo.

<<div class="news-single-tags">

Más sobre...

/div>

La dura realidad económica española nos está convirtiendo en un país más ahorrador, menos consumista y más exportador.  Exportar más significa posibilidades de crecimiento, diversificación de riesgos, seguridad y estabilidad económica. La vía de escape de muchas empresas que se inician o que refuerzan su dedicación a la exportación. Bienvenidos estos nuevos exportadores bastante de ellos obligados por la circunstancias. La medicina no puede ser más amarga, confiemos que el enfermo cuando recupere la salud no vuelva a los viejos malos hábitos.

 

Búsqueda de Noticias

Por favor, rellena el campo de búsqueda.

Ahora en portada...