Tecnología 23.07.2012Imprimir

Bloggers

Mi vecino tiene un blog de viajes: cómo crear el tuyo propio en 5 fáciles pasos

El 60% de la blogosphera está formada por blogs de personas físicas que dedican su tiempo a crear espacio donde compartir sus hobbies, frente al 18% que forman los blogueros profesionales y el 8% de espacio que ocupan los blogs corporativos

Más allá de considerarse como un tiempo de ocio para disfrutar en la playa o la montaña, nuestras vacaciones se tornan mucha veces en una experiencia única que puede llegar a suponer un verdadero crecimientò personal. Una ruta mochilera por el Perú o Argentina, un viaje en barco entre las aldeas flotantes de Camboya o un cruce de culturas entre el Tokio actual y el Japón feudal pueden aportar al viajero conocimiento, intercambio de sabiduría y una experiencia vital que puede quedar para siempre en el recuerdo. Y es que estos viajes son imborrables a la memoria, y a menudo se siente el incontrolable deseo de compartir las ideas, las vivencias y las imágenes no solo con los amigos más cercanos, sino con todas aquellas personas apasionada por el turismo cultural y que pueden inspirarse para crearse sus propias rutas.

Mi vecino tiene un blog de viajes: cómo crear el tuyo propio en 5 fáciles pasos

Las redes sociales como Facebook, Tumblr o Flickr son una buena herramienta para difundir estas experiencias viajeras, sin embargo, el público al que se llega se ve limitado en alcance y tiempo y, además, este tipo de intercambio no se beneficia de su inclusión en los motores de búsqueda. Sin duda, contar con un sitio web sigue siendo la mejor manera de promover un trabajo pacientemente documentado. Y es que los blogs representan entre el 40% y 50% de la influencia ejercida sobre las personas.

Webs de viaje al alcance de cualquier aficionado

Seas aficionado y profesional, crear tu propio cuaderno de bitácora es fácil si sigues estos 5 puntos básicos ofrece Nominalia, compañía líder en servicios profesionales para el desarrollo y la promoción de presencia online:

  1. Usa un nombre con gancho y descriptivo. El nombre de tu blog no solo tiene que ser original, sino que ha de ofrecer a los lectores pistas de por dónde irá contenido de un solo vistazo.
     
  2. Llénalo de buen contenido: plasma tu experiencia vital. No te cortes en detalles y describe todo lo que captas a través de tus cinco sentidos. Asimismo, procura documentarte sobre lo lugares que visitas para poder ofrecer un poco de historia y contexto a tus lectores. Es aconsejable buscar aventuras, es decir, ser proactivo y hablar con los lugareños ya que siempre pueden ofrecerte buenas historias consejos.
     
  3. Cuida la apariencia visual: evidentemente, un blog de viajes debe contar con buenas fotografías Procura invertir en una buena cámara que refleje todo lo que el espacio o lugar de tu visita proyecta en tus emociones.
     
  4. No te engañes, ni engañes al lector: recuerda que estás dando opiniones sobre las que tus lectores pueden llegar forjar rutas y planes. No todo será siempre bueno, ni todo será siempre mal. Procura atender todos los puntos de vista posibles para que el usuario pueda hacerse una amplia idea de qué tipo de experiencia se van encontrar.
     
  5. Simplicidad de la herramienta software: A la hora de mantener diariamente el blog se juntan muchos procesos de subida de contenido, de creación de subcarpetas par las imágenes, sistemas de interacción con el lector. Contar con la herramienta fácil e intuitiva facilita mucho la labor del bloguer principiante en el mundo del las nuevas tecnologías y ahorra tiempo de dedicación a esa parte del negocio que poder utilizar en observar tú entorno viajero.

<---newpage--->

Más sobre...

Si bien el principal inconveniente para el usuario de a pie ha sido, hasta ahora, considerar la creación de una página web una misión imposible, la proliferación de herramientas destinadas a facilitar al usuario el diseño y puesta en marcha de su propio site o blog han hecho que éstos se hayan multiplicado e los últimos años. De hecho, el 60% de la blogosphera está formada por blogs personas físicas que dedican su tiempo a crear un espacio donde compartir sus hobbies, frente al 18% que conforman los blogueros profesionales y el 8% de espacio que ocupan los blogs corporativos*.

Estos sistemas de creación de webs están equipados, además, con las herramientas necesarias para difusión en redes sociales, aprovechando así todo el poder de estas nuevas formas de comunicación tan utilizadas e, incluso, cuentan con espacios para publicida y de monetización de contenido. De esta forma el bloguero más ambicioso o solo puede, en un primer paso, crear una zona de intercambio de conocimiento con otras personas, si no que, a largo plazo puede llegar a tener un espacio para realizar su propio e-commerce.

 

Búsqueda de Noticias

Por favor, rellena el campo de búsqueda.

Ahora en portada...