Ella 27.09.2012Imprimir

Cuidados

Labios sanos, vida sana

Una de las partes corporales en que posan primero su mirada los hombres es en los labios

Una de las partes corporales en que posan primero su mirada los hombres es en los labios. La razón es que el aspecto labial es un indicador infalible de la edad de una persona. Unos labios hidratados y carnosos potencian la imagen de juventud, que se ve reforzada por un buen cuidado de la piel y el pelo.

Labios sanos, vida sana

De acuerdo a un estudio publicado en la revista científica PLOS ONE, en el que se investigaron los factores del rostro que influyen en la percepción de la edad de una persona, el tamaño y la altura en la cara de los labios constituye el aspecto más importante. Es más, los científicos llegaron a la conclusión de que los labios carnosos son los que más rejuvenecen, de ahí la importancia de extremar los cuidados hacia esta parte corporal a menudo tan olvidada y cuya coloración y aspecto están directamente relacionados con la sexualidad.

Cuidar la delicada piel labial y mantener su hidratación es fundamental. Además de utilizar un bálsamo labial frecuentemente, también es adecuado que este tenga un índice de protección solar adecuado, pues es una zona en las que los rayos del sol pueden tener especial incidencia y si de tersura se trata, el sol no es un aliado, pues contribuye a arrugar la epidermis.

Conseguir una boca tan sensual como la de Angelina Jolie o Scarlett Johansson no es fácil, aunque hay técnicas que pueden aumentar el volumen labial sin tener que pasar por el quirófano ni caer en la tentación de utilizar bótox o ácido hialurónico.

Un truco que suele funcionar en aquellas personas que tienen los labios finos y quieren conseguir más volumen es el de cepillarlos con el cepillo de dientes para posteriormente aplicarles la barra de labios de uso habitual. El porqué de este sencillo truco reside en que la fricción provoca una leve hinchazón que los hace más voluminosos a la vista.

Más sobre...

Aunque si se prefiere optar por otro tipo de tácticas, siempre se puede recurrir al maquillaje. Delinear es imprescindible para crear el deseado efecto óptico, al igual que utilizar barras de labios o hidratantes luminosos, pues aportan sensación de volumen.

El uso de aceites, como el de canela, o la miel también son remedios caseros con los que se logran buenos resultados, ya que además de hidratar permite que la sangre llegue bien a todas las venitas y que, como consecuencia, la zona esté más irrigada y presente un aspecto más juvenil.

Y si eres de esas personas que prefieren no invertir dinero ni aplicar ningún producto, lo más sencillo es realizar un poco de gimnasia facial. Masajea, da pequeños toques con las yemas de los dedos sobre los labios y haz todas las muecas que quieras: ayudará a que la zona vaya adquiriendo volumen progresivamente.

 

Búsqueda de Noticias

Por favor, rellena el campo de búsqueda.

Ahora en portada...